Carreteras inteligentes… creadas con paneles solares?…

18 09 2009

Pues es cierto, y como dicen, aunque usted no lo crea!!! A continuación toda la información.

Es una iniciativa (En EUA) que busca transformar todas las rutas, caminos, estacionamientos, etc, en carreteras inteligentes construidas con paneles solares.

Hace poco, el Departamento de Transportes Estadounidense le concedió a la empresa Solar Roadways un contrato de US$100,000 para que se continúe desarrollando un prototipo de panel solar resistente, para reemplazar las autopistas de asfalto tradicionales.

El proposito principal de la construcción de estas carreteras, es la producción de energía, ya que cada panel de 4 metros * 4 metros tiene la capacidad de producir 7,6 Kilovatios por día.

Carretera inteligente

Para darnos una idea en una escala más pequeña, un kilómetro y medio de cuatro carriles construido con estos paneles podría generar (y almacenar) electricidad suficiente para abastecer cerca de 500 hogares.

Y en palabras de uno de los fundadores de esta empresa, algunas de las ventajas de tener paneles solares en vez de asfalto son:

Nieve en la carretera

que “tienen incorporado una suerte de calefacción para evitar la acumulación de nieve durante el invierno”.

“Esto le permitirá al Departamento de Transporte ahorrar gran parte del presupuesto que destina a los vehículos para limpiar los caminos de nieve, las palas y demás herramientas”

En cuanto al sistema de señalización, no hace falta pintar las líneas sobre la ruta: ésta contiene unas lámparas LED (acrónimo del inglés que significa diodo de emisión de luz) que se iluminan marcando las rayas blancas y amarillas, “lo cual las hace más visibles por la noche, especialmente para la gente que tiene problemas de visión, y también cuando llueve”.

Además, como también cuentan con un sensor que reconoce por el peso si hay un animal, un transeúnte u otro carro en la cercanía, tiene la capacidad de indicarle al conductor si debe frenar o desacelerar la marcha.

Sin embargo, para cubrir todas las superficies asfaltadas del país se necesitan alrededor de 5,000 millones de estos paneles solares, y tomando en cuenta el costo de cada uno de estos (US$10,000) el costo total se eleva bastante, sin embargo, para Brusaw, los beneficios a largo plazo son tales que los gastos se compensan.

Pero para que este proyecto se lleve a la práctica aún falta poner a prueba el material y evaluar su resistencia, ya que “sería la primera vez que se conduce un automóvil sobre vidrio”.

Por esta razón, en esta primera fase -la idea es colocar los paneles solares en los estacionamientos, “donde los autos circulan a menor velocidad”, explica Brusaw a BBC Mundo.

Solar Roadways tiene previsto que la primera planta para la fabricación de estos paneles comience a funcionar dentro dos años.

Es una iniciativa (En EUA) que busca transformar todas las rutas, caminos, estacionamientos, etc, en carreteras inteligentes construidas con paneles solares.
Hace poco, el Departamento de Transportes Estadounidense le concedió a la empresa Solar Roadways un contrato de US$100,000 para que se continúe desarrollando un prototipo de panel solar resistente, para reemplazar las autopistas de asfalto tradicionales.
El proposito principal de la construcción de estas carreteras, es la producción de energía, ya que cada panel de 4 metros * 4 metros tiene la capacidad de producir 7,6 Kilovatios por día.
Para darnos una idea en una escala más pequeña, un kilómetro y medio de cuatro carriles construido con estos paneles podría generar (y almacenar) electricidad suficiente para abastecer cerca de 500 hogares.
Y en palabras de uno de los fundadores de esta empresa, algunas de las ventajas de tener paneles solares en vez de asfalto son:
que “tienen incorporado una suerte de calefacción para evitar la acumulación de nieve durante el invierno”.
“Esto le permitirá al Departamento de Transporte ahorrar gran parte del presupuesto que destina a los vehículos para limpiar los caminos de nieve, las palas y demás herramientas”
En cuanto al sistema de señalización, no hace falta pintar las líneas sobre la ruta: ésta contiene unas lámparas LED (acrónimo del inglés que significa diodo de emisión de luz) que se iluminan marcando las rayas blancas y amarillas, “lo cual las hace más visibles por la noche, especialmente para la gente que tiene problemas de visión, y también cuando llueve”.
Además, como también cuentan con un sensor que reconoce por el peso si hay un animal, un transeúnte u otro carro en la cercanía, tiene la capacidad de indicarle al conductor si debe frenar o desacelerar la marcha.
Sin embargo, para cubrir todas las superficies asfaltadas del país se necesitan alrededor de 5,000 millones de estos paneles solares, y tomando en cuenta el costo de cada uno de estos (US$10,000) el costo total se eleva bastante, sin embargo, para Brusaw, los beneficios a largo plazo son tales que los gastos se compensan.
Pero para que este proyecto se lleve a la práctica aún falta poner a prueba el material y evaluar su resistencia, ya que “sería la primera vez que se conduce un automóvil sobre vidrio”.
Por esta razón, en esta primera fase -la idea es colocar los paneles solares en los estacionamientos, “donde los autos circulan a menor velocidad”, explica Brusaw a BBC Mundo.
Solar Roadways tiene previsto que la primera planta para la fabricación de estos paneles comience a funcionar dentro dos años.

Fuente: BBC.com

Advertisements




Robots revolucionando las cirugías.

12 09 2009
En unos 10 años ya no habrá necesidad de llevar a cabo incisiones en las operaciones quirúrgicas, predicen los expertos.
En el futuro los robots cirujanos se ensamblarán dentro del cuerpo del paciente.
Algunos científicos dicen que en el futuro se podrán utilizar los orificios del cuerpo humano y el ombligo (la cicatriz natural del medio viente) en los cuales se insertarán los robots que ayudarán a llevar a cabo el procedimiento quirúrgico.
Aunque podría parecer ciencia ficción, ya existen prototipos de robots capaces de avanzar y nadar dentro del organismo y de tomar fotografías en lugares de difícil acceso.
En particular se tienen muchas expectativas con Ares (siglas en inglés de Sistema Quirúrgico Endoluminal con Ensamblaje y Reconfiguración), desarrollado por la Escuela Superior Sant’Anna, en Italia, con el apoyo de la Comisión Europea.
El Ares es un robot que se autoensambla dentro del organismo después de que el paciente se ha tragado hasta 15 componentes separados, y posteriormente ayuda al cirujano a llevar a cabo el procedimiento.
La introducción del robot en el cuerpo permite evitar las incisiones externas, minimizar el dolor y acortar el tiempo de recuperación del paciente.

En unos 10 años ya no habrá necesidad de llevar a cabo incisiones en las operaciones quirúrgicas, predicen los expertos.

En el futuro los robots cirujanos se ensamblarán dentro del cuerpo del paciente. El robot Ares

Algunos científicos dicen que en el futuro se podrán utilizar los orificios del cuerpo humano y el ombligo (la cicatriz natural del medio viente) en los cuales se insertarán los robots que ayudarán a llevar a cabo el procedimiento quirúrgico.

Aunque podría parecer ciencia ficción, ya existen prototipos de robots capaces de avanzar y nadar dentro del organismo y de tomar fotografías en lugares de difícil acceso.

En particular se tienen muchas expectativas con Ares (siglas en inglés de Sistema Quirúrgico Endoluminal con Ensamblaje y Reconfiguración), desarrollado por la Escuela Superior Sant’Anna, en Italia, con el apoyo de la Comisión Europea.

El Ares es un robot que se autoensambla dentro del organismo después de que el paciente se ha tragado hasta 15 componentes separados, y posteriormente ayuda al cirujano a llevar a cabo el procedimiento.

La introducción del robot en el cuerpo permite evitar las incisiones externas, minimizar el dolor y acortar el tiempo de recuperación del paciente.

MANOS LIBRES

Hay otro tipo de robot, llamado free hand (manos libres), que es una cámara robótica con la que se puede controlar una operación quirúrgica mínimamente invasiva.

Como ejemplo está que el cirujano será capaz de mover la cámara con movimientos de  cabeza y un pedal a diferencia de la cámara laparoscópica que tiene que ser manejada por un asistente.

Y otro de los avances en este campo es el Robot Da Vinci, que principalmente se utiliza para llevar a cabo prostatectomias (la extracción de toda o parte de la próstata), extirpación de túmores y operaciones gástricas y neurológicas; ya que sus brazos robóticos pueden rotar 360 grados, lo que permite mayor precisión de movimiento, incluso, comparadas a el uso de nuestras manos.

Las únicas limitaciones por el momento son el tamaño y el precio de las máquinas, así como el entrenamiento de los doctores en el uso de computadoras para realizar estas operaciones.

Cirugía robótica

Tal como expresa el doctor Justin Vale, cirujano urólogo del Colegio Imperial de Londres, hoy en día los robots ya forman parte importante de su trabajo dirario.

“Hay ciertas limitaciones”

“Una de la cual hablarán los cirujanos será la falta de sentido del tacto. Cuando usamos nuestras manos con los instrumentos quirúrgicos estándar, podemos tener una sensación de tensión y presión y sentir si algo es duro o blanco”.

“Pero eso no lo podemos hacer con un robot”.

“Es difícil, cuando estás aprendiendo, porque sientes que están perdiendo uno de tus sentidos. Pero cuando se llega a ser un experimentado cirujano robótico, desarrollas otras capacidades para superar esa pérdida menor”, agrega el doctor Vale.